3 conductas de evaluación de riesgos al emprender

Emprender

Un caballero está sentado junto a un gráfica de barras que va en disminución para representar la evaluación de riesgos al emprender.

El emprender, llevar es crucial llevar a cabo una evaluación de riesgos para identificar y manejar de forma proactiva cualquier obstáculo que pueda surgir.

Esta evaluación forma parte de las competencias esenciales para triunfar en el ámbito empresarial.

Los riesgos pueden abarcar desde problemas financieros y cambios en las tendencias del mercado, hasta imprevistos con el personal o desastres naturales.

Por ello, tener una estrategia clara para anticipar y contrarrestar estos riesgos es un pilar para cualquier empresa que aspire al éxito.

El proceso de análisis de riesgos implica una serie de pasos que comienzan por la definición de qué es lo que se quiere lograr y luego identificar y categorizar los potenciales peligros que te impidan alcanzar tu cometido.

Esto va a requerir la evaluación de diferentes opciones con el fin de escoger aquella que permita reducir los riesgos significativamente.

Una vez identificados los posibles riesgos, se procede a estimar la probabilidad de que estos riesgos se materialicen y las posibles consecuencias para el negocio.

La última etapa, después de evaluar riesgos, consiste en el desarrollo de un plan de acción que podría incluir medidas preventivas y de mitigación.

Además, el uso de herramientas como la matriz de riesgos permite a los empresarios visualizar y priorizar riesgos de forma efectiva, lo que facilita la toma de decisiones y la asignación de recursos.

Al comprender la importancia de la evaluación de riesgos en el contexto empresarial, los emprendedores equipan sus proyectos con una mayor capacidad de supervivencia ante los retos y desafíos naturales de todo emprendimiento.

Puntos clave del artículo

  • Calcular riesgos es una característica de un emprendedor exitoso.
  • Los riesgos te permiten seleccionar el camino que más probabilidades de éxito tiene.
  • Los emprendedores no son arriesgados, se colocan en situaciones de riesgo moderado.

¿Qué es el análisis de riesgos?

Luis Font: 80 Riesgos a evaluar antes de emprender

¿Alguna vez te has preguntado cómo pueden las empresas anticiparse a los problemas y optimizar sus resultados? El análisis de riesgos es clave en este proceso.

Este procedimiento sistemático se centra en identificar y evaluar los posibles problemas que podrían afectar la ejecución de un proyecto o el funcionamiento general de una empresa.

Implica reconocer las amenazas potenciales y estimar el efecto que podrían tener si llegaran a materializarse. Es una tarea de prevención, pero también una herramienta de gestión que te permite prepararte y mitigar los efectos negativos antes de que se conviertan en auténticos obstáculos.

  • Identificación del Riesgo: Se refiere al proceso de descubrir y registrar los riesgos que podrían impactar a la empresa o al proyecto.
  • Evaluación del Riesgo: Una vez identificados, cada riesgo se somete a una evaluación cuantitativa o cualitativa, para entender su magnitud.

A nivel operativo, tu empresa debe considerar diversos tipos de riesgos incluyendo los económicos, legales, tecnológicos y hasta los de reputación.

Cada uno puede afectar de distinto modo y requiere un análisis meticuloso. El análisis de riesgos no solo detecta los riesgos, sino que también ayuda a desarrollar estrategias para gestionarlos efectivamente, asegurando una toma de decisiones más informada y asertiva.

Esta definición de qué es el análisis de riesgos, lleva una impronta general de carácter más técnico. No obstante, en este artículo, vamos a enfocarnos en aterrizar este concepto en el emprendedor.

Concepto de medición del riesgo al emprender

EmprendeTube: 5 Cosas que evaluar ANTES de emprender un negocio

En la toma de decisiones de negocios, no hay certezas, solo probabilidades».

Al emprender, la medición de riesgos es un ejercicio esencial antes de sumergirse en un mercado.

Comprender los posibles riesgos y aprender a medirlos puede ser la diferencia entre el éxito y el fracaso. Tus decisiones, como emprendedor, no deben surgir de impulsos sin fundamento, sino de un análisis cuidadoso de la información disponible.

Cuando decides emprender, ingresas a un territorio que está plagado de incertidumbre. Cada decisión que tomas tiene asociada cierta medida de riesgo. No obstante, para alcanzar el éxito, debes estar dispuesto a asumir esos riesgos. Pero, no cualquier riesgo. Como emprendedor, tu meta es tomar riesgos calculados:

  • Identifica y analiza los peligros potenciales.
  • Estima la frecuencia y la probabilidad de eventos adversos, así como las consecuencias que estos podrían acarrear.
  • Decide y aplica medidas para minimizar esos riesgos.

Tus acciones deben guiarse por la prudencia; aunque el emprender es un acto inherente de valentía, la temeridad no es un aliado.

Busca siempre realizar una evaluación de riesgos efectiva y continua que te permita encaminarte hacia decisiones empresariales más informadas y, por ende, exitosas.

Así, el análisis de riesgos consiste en minimizar la incertidumbre: un paso crucial en una trayectoria intachable como emprendedor.

Por qué es importante correr riesgos calculados

Una señal con un signo de interrogación es usada para resaltar por qué es importante correr riesgos calculados.

Al emprender, tomar decisiones que impliquen riesgos calculados puede ser un determinante clave para sobresalir y ser competitivo en el mercado actual.

Cuando se trata de decidir entre muchas opciones disponibles, es fundamental que medites cada decisión que tomes de forma cuidadosa durante tu trayectoria emprendedora. Al hacerlo, no solo te diferencias, sino que también optimizas tus posibilidades de éxito al no dejar nada al azar.

Hazlo en función de considerar estas variables:

  • Impacto: determinar el impacto potencial para priorizar las acciones.
  • Probabilidad: calcular la probabilidad de éxito o fracaso puede guiar tus decisiones.

La escasez de recursos impone la necesidad de diseñar modelos de negocio y prototipos que se alineen estrechamente con las demandas del mercado.

La agilidad es esencial en este proceso; adaptar tus ofertas en tiempo real a lo que el mercado requiere te permitirá hacer uso eficiente de los recursos disponibles.

Los riesgos calculados te permiten evaluar los peligros potenciales asociados a cada opción y escoger la que presenta el mejor equilibrio entre costos y beneficios.

En este escenario, la evaluación de riesgos es un instrumento imprescindible para emprender:

  1. Te permite identificar los peligros y evaluar su relevancia.
  2. Facilita la toma de decisiones basadas en información y no en suposiciones.
  3. Aumenta las posibilidades de una implementación exitosa al anticipar posibles obstáculos.

Por tanto, al correr riesgos calculados, no solo estás tomando decisiones más informadas, sino que también estás construyendo una base sólida para tu empresa, asegurando que cada paso dado contribuye de manera efectiva al crecimiento y la sostenibilidad de tu negocio.

3 conductas para hacer una evaluación de riesgos al emprender

Un caballero levanta un letrero que dice "3 conductas" para representar tres cosas que hay que hacer para medir reducir riesgos al emprender.

Al emprender, es crucial manejar los riesgos de manera estratégica. Las decisiones que tomas pueden generar grandes recompensas o llevar a consecuencias no deseadas.

A continuación, te voy a compartir las conductas para realizar una evaluación de riesgos efectiva, basadas en una investigación a emprendedores que fue llevada a nivel internacional, gracias a los esfuerzos del Dr. David McClelland de la Universidad de Harvard.

Calcula riesgos deliberadamente evaluando diferentes alternativas

Unas señal de tránsito indica hacia la derecha y otra hacia la izquierda para representar la evaluación de alternativas.

Un enfoque medido para la evaluación de riesgos implica la comparación cuidadosa de distintos caminos hacia tus metas.

Al calcular riesgos, estás tomando una decisión consciente de riesgo y evitando la parálisis por análisis, algo que puede empañar este ejercicio de evaluación.

Emprender con éxito exige correr riesgos informados que deben estar respaldados por un análisis de consecuencias que clarifique las implicaciones de cada opción.

Toma acción para reducir los riesgos y controlar los resultados

Una tiro al blanco es usado para representar la importancia de tomar acción para reducir los riesgos y garantizar resultados.

Después de identificar los riesgos potenciales y determinar qué camino es más viable para alcanzar lo que te propones, es esencial implementar medidas para mitigar los posibles riesgos identificados.

Como vez, la reducción de riesgos y el control de lo que quieres lograr, se logra identificando los caminos o estrategias adecuadas y sopesando las alternativas de acción en alineación con tus objetivos empresariales.

La toma de riesgos calculados te prepara para producir los resultados deseados y establece un control efectivo sobre los resultados.

Se coloca en situaciones que conllevan un reto o riesgo moderado

Un gráfico de barras va de más a menos para representar el riesgo moderado.

Los desafíos moderados son esenciales para el crecimiento de tu empresa.

Una meta que asegure éxito total seguro no te permitirá crecer, pues el crecimiento implica ir más allá de lo conocido.

Al escoger situaciones que representen un riesgo moderado, vas a poder identificar oportunidades reales de éxito y, a la vez, posibilidades de fallo.

Este desafío te mantiene alerta, fomenta la innovación y desarrolla tu capacidad para evaluar y manejar riesgos empresariales.

La forma en que abordas el riesgo y la incertidumbre puede determinar el curso de tu empresa.

Ejemplos de emprendedores que aplican evaluación de riesgos

Un celular dice "Ejemplos" para ilustrar modelos de emprendedores que saben medir el riesgo.

Cuando se trata de medir el riesgo, los emprendedores que logran triunfar, suelen seguir un conjunto de prácticas que les permite tomar decisiones informadas y manejar los desafíos de manera efectiva.

Analicemos algunos ejemplos concretos que demuestran este comportamiento:

Evaluar alternativas

Tony Hsieh, el fallecido CEO de Zappos, fue conocido por su enfoque innovador y su disposición a tomar riesgos calculados. Uno de los riesgos más significativos que tomó fue la decisión de hacer de Zappos una de las primeras compañías en ofrecer envío gratuito de ida y vuelta para los zapatos, una propuesta arriesgada en ese momento.

Hsieh y su equipo evaluaron cuidadosamente las alternativas y determinaron que la clave para el éxito en el comercio electrónico de zapatos era una política de devolución amigable. Esta decisión fue un riesgo calculado que finalmente definió la marca Zappos y contribuyó a su enorme éxito y eventual adquisición por parte de Amazon.

Tomar acción para reducir riesgos

Sara Blakely, fundadora de Spanx, es un ejemplo de un emprendedor que toma acciones para reducir los riesgos y controlar los resultados. Blakely invirtió sus ahorros para desarrollar su idea de una prenda de vestir sin costuras que ayudara a las mujeres a lucir más esbeltas bajo la ropa.

En lugar de buscar inmediatamente inversores externos, ella mantuvo el control total de la empresa durante los primeros años, creciendo de manera orgánica y reinvertiendo las ganancias para financiar la expansión. Esta estrategia le permitió controlar el crecimiento de Spanx y reducir el riesgo financiero, evitando la dilución de su participación y manteniendo la dirección de la empresa.

Tomar riesgos moderados

Howard Schultz, el ex CEO de Starbucks, es conocido por tomar riesgos moderados que han llevado a la compañía a nuevos horizontes. Un ejemplo notable fue su decisión de comprar Tazo Tea, una pequeña empresa de té, y más tarde Teavana, para diversificar la oferta de Starbucks más allá del café.

Aunque la inversión en el mercado del té representaba un riesgo, era un riesgo moderado dado el conocimiento de la empresa sobre las bebidas y su experiencia en la creación de ambientes de tienda acogedores.

Schultz calculó que estos movimientos podrían complementar la experiencia de Starbucks y abrir nuevos mercados, lo cual resultó ser una decisión acertada que ayudó a la expansión de la marca.

Cada uno de estos emprendedores ha aprendido a través de la experiencia la importancia de un buen manejo de riesgos.

Emprender no es tarea fácil, pero con la actitud y estrategias adecuadas, es posible navegar por las incertidumbres del mercado y alcanzar el éxito.

3 herramientas para hacer análisis de riesgos como emprendedor

Un hombre sostiene una herramienta junto a un engranaje para representar las tres herramientas para hacer análisis de riesgo.

Al iniciar un proyecto, es fundamental estar preparado para identificar y gestionar posibles riesgos. A continuación, se presentan tres herramientas cruciales para el análisis de riesgos que todo emprendedor debería considerar:

Matriz de Riesgo

Utilizada para evaluar el riesgo, esta matriz permite clasificar los riesgos según su probabilidad de ocurrencia y el impacto que tendrían en el proyecto. Determina la calificación del riesgo y establece prioridades para su gestión.

  • Probabilidad: ¿Qué tan probable es que ocurra el riesgo?
  • Impacto: Si ocurre, ¿cuál sería la consecuencia en el proyecto?

Crear una matriz de riesgo involucra un proceso sistemático donde se identifican los riesgos, se les asigna una probabilidad de ocurrencia y un impacto potencial, para luego priorizar la atención a aquellos que representen una mayor amenaza.

Árbol de Decisión

Una herramienta estratégica para visualizar los diferentes caminos posibles en la toma de decisiones y evaluar sus posibles consecuencias, considerando la incertidumbre. Los emprendedores pueden usar esta técnica para anticipar los resultados de sus estrategias empresariales y minimizar posibles riesgos.

  • Desarrolla un mapa visual de decisiones y sus posibles resultados.
  • Estima el valor esperado de diferentes opciones de acción.

Esta herramienta combina la data y la intuición para mejorar las decisiones bajo incertidumbre.

Análisis SWOT

Un análisis SWOT (FODA) permite a los emprendedores identificar Fortalezas, Oportunidades, Debilidades y Amenazas relacionadas con la competencia y el mercado.

Este análisis proporciona una información valiosa para desarrollar estrategias de negocio efectivas.

  • Identifica factores internos y externos que afectan tu proyecto.
  • Desarrolla estrategias para aprovechar tus fortalezas y oportunidades.

Con el análisis SWOT, se puede realizar una evaluación de riesgos más completa e integrar esta visión al proceso de gestión de riesgos.

Para llevar a cabo estas herramientas con eficiencia y calidad, es esencial tener ciertos comportamientos y habilidades que optimicen la planificación y ejecución de tu proyectos.

Preguntas frecuentes

Un callout de comunicación usa la letra Q y otro la letra A para simbolizar las preguntas frecuentes y respuestas sobre medir riesgos.

Cuando te embarcas en el emprendimiento, es crucial considerar cómo diferentes aspectos de tu comportamiento emprendedor se relacionan con la característica de medir riesgos.

Aquí encontrarás algunas preguntas comunes que los emprendedores se hacen:

¿Qué relación existe entre la medición del riesgo y la búsqueda de información?

El análisis de riesgos implica buscar información pertinente y actualizada que te permita entender mejor las incertidumbres de tu negocio.

Esta recolección de datos es fundamental para evaluar las posibles amenazas y oportunidades que puedan surgir, permitiéndote tomar decisiones basadas en información sólida.

¿Cómo se relaciona establecer metas con el análisis de riesgos?

Establecer metas claras y realistas es esencial en la gestión empresarial. Al relacionar tus objetivos con el análisis de riesgos, puedes identificar qué amenazas podrían impedirte alcanzar estas metas y diseñar estrategias preventivas.

¿Qué relación existe entre la autoconfianza de un emprendedor y correr riesgos?

Tu confianza como emprendedor influye directamente en la disposición a asumir riesgos.

Sin embargo, es importante que esta autoconfianza no desemboque en una combinación perjudicial que te lleve a asumir riesgos más allá de tu propia capacidad o la de tu equipo.

Por ejemplo, no debes persuadir a clientes con promesas que están más allá de tu trayectoria de éxitos. Avanzar muy rápido, reduciría significativamente tu capacidad de cumplimiento.

Debes equilibrar tu autoconfianza con una evaluación realista de los riesgos.

¿Cómo la planificación incide en reducir los riesgos al emprender?

Una planificación detallada contribuye a minimizar los riesgos.

Al planificar, no solo prevees posibles problemas, sino que también elaboras mecanismos de acción y contención de forma organizada, los cuales pueden salvaguardar la estabilidad y continuidad de tu proyecto ante eventos inesperados.

Como puedes ver, la planificación adecuada es clave para predecir y mitigar los riesgos que pueden surgir en el camino hacia el éxito de tu emprendimiento.

¿Cómo se relaciona la búsqueda de oportunidades con el cálculo de riesgos?

Buscar nuevas oportunidades de negocio involucra el tener que calcular los riesgos asociados a cada iniciativa. Esto significa evaluar el potencial de cada oportunidad en función de las amenazas que conlleva, y balancear ambas para garantizar resultados mientras mantienes los riesgos bajo control.

Foto del Coach Roberto Bernal como autor de las publicaciones de blog del sitio coach para emprendedores.
sobre el autor

Roberto Bernal es un Coach Profesional Certificado a nivel PCC en la International Coaching Federation con experiencia desde el año 2001 en la formación de coaches y emprendedores y autor de tres libros publicados en Amazon.

Deja un comentario